Courteney Cox habla sobre sus procedimientos estéticos: “No me di cuenta de que tenía un aspecto tan extraño”

Courteney Cox se sinceró sobre los procedimientos cosméticos a los que se sometió en el pasado para lucir más joven, incluso reconoció que lucía extraña con todo lo que se había hecho en el rostro

Courteney Cox cirugias

Courteney Cox es muy sincera sobre los procedimientos estéticos a los que se ha sometido.  Crédito: Getty Images

Courteney Cox es una de las pocas mujeres en Hollywood que ha sido completamente abierta sobre los procedimientos cosméticos que se han hecho en la cara.

La estrella de 57 años se sinceró sobre las cirugías estéticas, confesando que incluso pensó que había ido demasiado lejos en un momento, luciendo completamente irreconocible.

En una entrevista con The Times, la actriz habló sobre evitar y aceptar las realidades estéticas del envejecimiento.

“Fue emocionante interpretar a un personaje tan imperfecto y real”, dice Cox sobre Pat de Shining Vale (la próxima comedia de terror de Starz) una novelista erótica deprimida cuya familia se muda a una casa potencialmente embrujada después de una crisis.

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

“[Y] el hecho de que está pasando por esta crisis de la mediana edad reduce drásticamente la menopausia”. Pero Cox reconoce que la mediana edad no debería ser un momento para aspirar a las metas estéticas de décadas pasadas, y dice que “trató de perseguir esa [juventud] durante años”.

“Hubo un momento en que decía, ‘Oh, estoy cambiando. Me veo más vieja’… y no me di cuenta de que, ‘Oh, mierda’, en realidad me veo muy extraña con inyecciones y haciendo cosas para mi cara que nunca haría ahora”, dijo.

Esta no es la primera vez que Courteney Cox habla sobre sus arrepentimientos por someterse a procedimientos cosméticos. En 2017, le dijo a New Beauty que había disuelto todos sus rellenos, citando tratamientos con láser como Clear and Brilliant, microagujas y tecnología de microcorriente como sus alternativas preferidas.

Y con su propio cumpleaños número 60 acercándose, se está inclinando a abrazar todo lo que viene con el envejecimiento.

“No hay nada de malo en tener 60 años, simplemente no puedo creerlo. El tiempo pasa tan rápido”, dijo. “No hay duda de que estoy más conectado a tierra, he aprendido mucho en mi vida: qué disfrutar, qué tratar de hacer más y qué dejar ir”.

Más sobre este tema